01/02/2012

Más entrega de tarjetas Sube en Ensenada

En el marco de la propuesta emanada desde el Gobierno Nacional, continúa la entrega de las tarjetas del Sistema Único de Boleto Electrónico (SUBE) en el distrito de Ensenada. La iniciativa comenzó a mediados de enero en la ciudad, siendo Ensenada uno de los primeros municipios en coordinar la entrega de tarjetas. A la fecha, son más de 20.000 los ensenadenses que se sumaron a la nueva modalidad de utilización del servicio.

La Casa de Cultura Municipal, sita en Ortíz de Rosas y Pasaje Cabo Verde, sigue siendo en centro atención personalizada de 8.30 a 17hs. El único requisito para poder obtener la tarjeta SUBE de manera gratuita es asistir con el DNI y completar un formulario con datos del solicitante. El trámite es de carácter personal y exclusivo para vecinos domiciliados en el distrito de Ensenada.

Para obtener mayor información sobre el Sistema se puede visitar la página www.sube.gob.ar ó comunicarse telefónicamente al 0800-777-SUBE (7823). Las tarjetas pueden ser gestionadas desde la red de Internet en el sitio www.transporte.gob.ar.

¿Qué es el SUBE?

Es un Sistema prepago que permite abonar con una sola tarjeta viajes en colectivos, subtes y trenes de la Región metropolitana de Buenos Aires.

Funciona mediante una tarjeta de proximidad de valor almacenado, identificada con un código que posibilita recargar el efectivo en los centros habilitados.

Contará con un beneficio denominado viajes de emergencia. Este beneficio permitirá realizar dos viajes a cuenta de la próxima carga, en caso de que la tarjeta disponga de un saldo insuficiente al momento de realizar el viaje.

¿Cómo funciona?

Obtención, carga y utilización del servicio

El SUBE cuenta con una red de bocas de distribución y recarga masiva de tarjetas con amplia dispersión geográfica y horaria. Se puede obtener en los puntos habilitados y cargar en estaciones de trenes, subtes, terminales de colectivos y comercios adheridos.

Los usuarios pueden viajar en colectivos, subtes y trenes recargando efectivo en un asola tarjeta, que ante el simple acercamiento a la máquina lectora descuenta el valor del viaje realizado.

Beneficios para la población

-Acorta los tiempos de viaje y reduce los niveles de congestionamiento de tránsito con su consecuente disminución en la contaminación, tanto ambiental como sonora; mediante un uso más eficiente del transporte público urbano y suburbano.

-Reduce el tiempo insumido en la búsqueda de monedas y en la adquisición del boleto.

-Mejora la seguridad del pasajero al disminuir el movimiento de efectivo.

-No tiene costo adicional para el pasajero.